¿Cómo es Virgo en el papel de padre?

Los nativos de este signo son seres sensibles, si bien esa sensibilidad la conocen solo quienes viven o comparten con ellos muy de cerca. Virgo es un signo de tierra y como tal, trata siempre estar con los pies sobre ella. El horóscopo Virgo muestra que este es un signo terrenal al momento de concebir las relaciones, y eso incluye las que mantiene con sus hijos. Virgo, una vez que es padre o madre, decisión que le lleva mucho tiempo tomar, se entrega y dedica por completo a ellos. A menudo se cuestiona, si va por el buen camino, y si les ha dado a sus hijos lo que realmente necesita. Es uno de los signos más críticos en este sentido, y es capaz de reconocer sus errores.

Lo bueno de tener un padre o una madre de Virgo

Los virginianos son personas que tienen una capacidad de entrega infinita. De hecho muchas veces, pecan por interceder demasiado en los planes que sus hijos trazan como proyectos. Desde que son pequeños, los padres de este signo, e independientemente de que sean padres o madres, muestran gran preocupación por su educación y su futuro. Son padres que suelen educar a sus hijos de manera tal que estos se muestran muy maduros. El gran sentido práctico que este signo maneja, hace que sus hijos crezcan en un entorno donde los objetivos son cuantificables y medibles.

Esto los convierte en padres muy “efectivos” cuando se trata de cumplir con actividades. Son padres muy confidentes y son capaces de ponerse en el lugar de sus hijos, aún cuando estos han cometido ciertos excesos. Muchas veces tienden a justificar a sus hijos frente a su otro padre, pero siempre lo hace sobre argumentos bien fundados. Virgo es un signo que imparte disciplina y que le transmite a sus hijos valores muy claros. Más allá de las dificultades por las que puedan atravesar, como puede ser una separación de pareja, los virginianos son padres muy presentes.

Lo difícil de tener un padre virginiano

En reiteradas ocasiones, a los padres de Virgo hay que recordarles hasta donde llega su poder de intromisión. A veces confunden lo que es su responsabilidad como padre, y lo que es el derecho que cada persona tiene a equivocarse por ejemplo. Cuando Virgo entiende que su hijo está a punto de cometer un error, corre desesperado a evitarlo. No comprende que a veces debe permitir que sus hijos generen sus propias experiencias, lo cual puede implicar errores.

Los virginianos son personas muy materialistas en la medida que les gusta comprar de todo y durante todo el tiempo. Ellos tienen el concepto de que el dinero está hecho para gastar. Cuando una persona, y eso incluye a sus hijos, no comparte ese pensamiento, los virginianos no reaccionan de manera tolerante. Tienden a criticar y a persuadir para que la otra persona también consuma. También les cuesta aceptar que no todas las personas tienen sus propios tiempos, y que sus hijos no les pertenecen. Virgo tiende a creer que todos los hijos están hechos a su imagen y semejanza.

Articulos relacionados